Verano sin sobresaltos

Deportes acuáticos: así debes cargar tu coche

Martorell, 04 agosto 2020

  • Llega el verano y con él las actividades acuáticas, que muchas veces requieren material específico que debe cargarse en el coche con seguridad
  • Organizar el maletero, atar bien la carga y usar la baca cuando sea necesario, entre los consejos clave para transladar el material de manera segura
  • El gran maletero y la longitud del nuevo SEAT León Sportstourer lo postulan como una opción ideal a la hora de transportar equipamiento de buceo y paddle surf

Con la llegada del verano, las actividades acuáticas se incrementan. Muchas de ellas, como el buceo o el paddle surf, requieren material específico que debe transportarse de manera correcta en el coche, sin comprometer la seguridad. “Las grandes dimensiones de la tabla de paddle surf, que mide más de tres metros, y el espacio en el maletero para todo el material de buceo son dos obstáculos a la hora de acercarse a la playa en coche”, apunta Mariona Gea, practicante habitual de paddle surf en las aguas del Mar Mediterráneo. Estos son siete consejos para transportar todo el material de manera segura y que la diversión de un día en la playa no se vea afectada por un susto en la carretera.

1.      El maletero, organizado. Es el lugar donde deben ir asegurados el equipamiento y los accesorios de buceo, así como el remo de paddle surf. Es importante que la carga esté dispuesta de manera uniforme para no descompensar el peso del vehículo. El nuevo SEAT León Sportstourer, con una capacidad de 620 litros (y hasta 1.600 l. si se abate la segunda fila de asientos), es el coche idóneo para el transporte de todo tipo de equipamiento. Además, “el compartimento abatible del asiento trasero central permite colocar el remo perpendicularmente en el maletero sin necesidad de abatir toda la fila”, destaca Gea.

2.      Carga atada, indispensable. Tanto el remo como la bombona de buceo deben ir bien atados en el interior del maletero para evitar accidentes. La pala orientada al frente y la caña cogida con una goma a lado y lado del maletero. La bombona, por su parte, debe colocarse en posición horizontal y perpendicular a la línea de asientos, de modo que no pueda rodar longitudinalmente con el movimiento del vehículo, y se tiene que asegurar con cinchas.

3.      La tabla, en la baca. Aunque pueda resultar tentador trasladar la tabla de paddle surf en el interior del coche, no es ni seguro ni viable, puesto que en caso de accidente actúa como arma arrojadiza. Además, en algunos países como España, las multas si te descubren oscilan entre los 80 y los 200 euros. La manera adecuada de transportarla es atada en la baca. “Se debe colocar la parte de las quillas hacia arriba y delante, para tener un punto de agarre a las correas en caso de que el viento tirara la tabla para atrás”, explica Gea. Una buena sujeción es indispensable, por lo que es preferible usar un accesorio porta-surf como el de SEAT, anclable en vehículos con baca o sin ella, para asegurar la tabla y evitar que se dañe.

4.      Señalizar, si fuera necesario. Por norma, la carga de la baca no debe sobresalir del largo del vehículo. Aun así, dependiendo del modelo de coche, la tabla de paddle surf puede quedar justa o incluso sobresalir un poco. En tal caso, podrá hacerlo solo por la parte posterior y deberá señalizarse con la placa V-20 en su punto más atrasado. En coches como el León Sportstourer o el SEAT Tarraco, con sus más de cuatro metros y medio, la tabla cabe perfectamente en el espacio longitudinal del vehículo, por lo que no sería necesario señalizarla. “Esta es una ventaja para los usuarios de tablas de paddle surf hinchables, puesto que permite trasladarlas sin necesidad de hincharlas y deshincharlas cada vez”, comenta Gea.

5.      Neumáticos, a punto. A la hora de coger el coche, el peso es un elemento a tener en cuenta. Entre los ocupantes del vehículo, el contenido del maletero, los 15 kilos de la bombona de buceo de 10 litros y los 10 kilos de la tabla de paddle surf, los neumáticos podrían descompensarse. Por ello, antes de salir y con los neumáticos fríos, es necesario comprobar la presión con un manómetro y adaptarla al peso. La falta o el exceso de presión podría provocar pinchazos o desgaste en la suspensión.

6.      Regular la velocidad. Ya en marcha, se debe procurar mantener una velocidad constante, menor a la que se usaría sin la baca cargada, y sin acelerones ni frenazos bruscos. Mariona Gea avisa de que “al llevar la tabla en techo, esta ejerce resistencia respecto al aire y es frecuente que la parte delantera se mueva ligeramente arriba y abajo”. Ahora bien, en caso de que el movimiento fuera más grande u horizontal, se deberá parar en un lugar seguro y asegurarla mejor.

7.      Distancia de seguridad. El peso también condiciona el tiempo de frenada del vehículo, de manera que es importante aumentar la distancia de seguridad. Los sistemas de control de crucero adaptativo (ACC), altamente integrados en la automoción actual, ayudan a regular la conducción según las necesidades del conductor y el estado del tráfico. En el León Sportstourer y la nueva versión del SEAT Ateca 2020 se ha potenciado esta funcionalidad con el travel assist, que permite una conducción más relajada anticipándose a las señales viarias y manteniendo la distancia entre vehículos.

SEAT Comunicación

Gemma Solà
Gestión de Contenidos y Plataformas
M/ +34 639 944 087
gemma.sola@seat.es

Vanessa Petit
Generación de Contenido
T / +34 680 153 938
vanessa.petit@seat.es

Hola Vane,

 

Ok, pues preparamos la opción 3.